Cine: “Abyss, un canto contra la violencia surgido a destiempo”

Publicado: 11/02/2009 de jandrostark en Cine Clásico, Cine Internacional, Películas
Etiquetas:,

A estas alturas quien os diga el nombre de James Cameron y su importancia en el cine, pasado con películas como “Aliens II” o “Titanic”, presente con la superproducción con más famosa del momento “Avatar” y en el futuro con lo que se le pase por la mente al creador de “Terminator”.

Este genio del cine de acción, con su oscar en el bolsillo, y gran amante de la ciencia ficción nos dejó en el año 89 una película, referente de un nuevo tipo de cine, pero que nos deja un regusto a antaño.

1400-abbys-

El argumento de la película me trae recuerdos claros de varias obras, una de 10 años antes, la obra magna de Ridley Scott, “Alien el Ocotavo Pasajero”, y otra de muchos años antes, 1951, la obra de Robert Wise “The Day The Earth Stood Still”, que cuenta con un remake actual llamado “Ultimatum a la Tierra”. Además un toque a “Encuentros en la Tercera Fase” de Spielberg, aunque el tema a tratar tambien fue tocado por hombres como Carpenter en su “Star Man” y otros muchos relatos, guiones e historias.

En cuanto a “Alien”, el director venía de haber participado en la segunda parte de la saga, cambiando de modo radical el modo y estilo de la primera y pasando de modo directo a la acción más dequiciada (gran película, la última decente de la saga, si bien reitero que poco que tiene que ver con la oscuridad y opresión de la primera) pero las reminiscencias de la Nostromo son patentes.

El argumento base es sencillo, un submarino nuclear de la Marina estadounidense que perseguía alguna clase de nuevo submarino desconocido ha encallado en el mar, debido a la cercanía de una gran tormenta y la lejanía con las bases del ejercito americano, se decide contratar los servicios de una compañía privada que ha creado una tecnología propia para tener capacidad bajo el mar y qeu estaban usando para le extraccion de petroleo submarino.

Un grupo de soldados y los trabajadores de la compañia llegan al submarino, donde todos los tripulantes habían fallecido, y aqui comienza un breve viaje a la “Nostromo”. Mientras inspeccionan el submarino varado uno de los exploradores ve algo, algo que no pertenece a este mundo y queda en coma, escena que me recordó con claridad al primer encuentro con los huevos. A partir de este momento la atmosfera de la película cambia radicalmente, si bien como experto en cine de acción, nunca la deja de lado.

El grupo de soldados con su misión secundaria de tener preparada una bomba atómica por si los comunistas eran los culpables poder destruírlos comienzan a tener problemas cuando su líder sufre un mal debido al cambio de presiones (fallos de conducta del androide humano en “Alien”)  y un accidente cuando lo más cuento de la tormenta golpea el barco “madre”, se empieza a desarrollar una trama de transición, donde el clima de opresión y ahogamiento debido al agua esta presente en todo momento.

Pero el momento “Alien” solo llega hasta ahí, dado que cuando aparecen los visitantes en esta película es para algo diamentralmente opuesto al voráz asesino de Scott. Desde que se ven recuerdan mas a las luces de “Encuentros en la Tercera Fase”, su primer contacto es mediante una “cámara”  y luces. Pero su momento de gloria llega al final.

Tras la opresión de la lucha interna entre los militares y los civiles, una gran escena de acción tiene lugar. Los militares, guiados por su loco líder, deciden que una bomba atómica recuperada debe ser usada contra los “visitantes”, los civiles opinan todo lo contrario, pero la bomba llega a un punto de no retorno.

Bud, el lider de los civiles, interpretado por un magnífico Ed Harris, sabiendo que la detonación de la bomba no solo acabaría con los aliens, si no también con su esposa y sus amigos, se pone un prototipo de liquido oxigenado (misma idea que se usaría en “Evangelion” años después) y en un viaje sin retorno desactiva la bomba.

Aquí es donde tenemos “Ultimátum a la Tierra”, tras lanzarse a la muerte para salvar a los suyos, es recogido por uno de estos visitantes y llevado a su base, donde se le explica mediante transmisiones de video de TV (como posteriormente vendría un mensaje en la película basada en la obra de Carl Sagan, “Contact”) que el ser humano estaba buscando su autodestrucción y el dominio sobre el agua de los visitantes es usado para crear una ola de 300 metos que arrasaría la mitad del mundo, parada por el sacrificio vistoy la esperanza que eso da sobre nuestra raza.

La referencia es clara a la pelicula del 51, en pleno comienzo de la carrera armamentística de la Guerra Fría y el mensaje pacifista de Klaatu (pacifista entre comillas, dado que es un ultimátum claro y conciso sobre que o usabamos bien los recursos y nos dejábamos de luchas entre nosotros o los “policìas” de la galaxia nos barrerían del planeta).

Sin embargo, ¿por qué a destiempo? La película llegó en 1989, justo con la caída del muro de Berlín y el comienzo de la Perestroika que acabaría con la Guerra Fría y su Telón de Acero, este detalle quizá le quitó parte del explendor merecido, y quizá estar tan centrada en algo tan específico puede quitarle “credibilidad” a la hora de la revisión en el presente, sin embargo estamos ante una gran obra de acción, ciencia ficción y con un mensaje claro antibelicista que todo aficionado y todo cinéfilo debería ver.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s